¿Cuándo aparecen las primeras arrugas?

A medida que pasa el tiempo, van quedando huellas en la piel, ya sea por la edad o cicatrices que se hayan producido durante la pubertad o en años posteriores. Sin embargo, llegando a los 30 años aparecen las primeras arrugas; la piel se observa algo cansada y envejecida, debido a la pérdida de elasticidad, y suele volverse más notorio el tamaño de los poros.

Por este motivo, es indispensable comenzar a cuidar la piel desde muchos años antes, ya que es realmente difícil revertir las secuelas de la edad; en cambio, prevenir y en cierto modo retrasar el envejecimiento, es cuestión de disciplina y constancia. Ya sabes, más vale prevenir que lamentar. Y prepárate, porque a partir de los 40 años comienzan a aparecer las manchas y las arrugas con mayor intensidad en el rostro.

Tipos de envejecimiento

Aunque el envejecimiento cronológico se presenta por herencia genética, donde hay personas que aparentan menos edad de la que tienen o, por el contrario se ven más viejas de lo que corresponde realmente; es posible controlar el fotoenvejecimiento. Este tipo de envejecimiento es causado por factores externos, como la exposición prolongada al sol, el estrés, los cambios de clima y temperatura. Siendo uno de los más frecuentes, se puede controlar tomando ciertas precauciones, tales como:

  • Usar protector solar.
  • Utilizar cremas hidratantes que contengan filtro solar.
  • No exponerse durante largas jornadas al sol.
  • Proteger el rostro con un gorro o un sombrero.

Conoce los beneficios y perjuicios de la exposición al sol aquí. Adicionalmente, considera que los factores que más contribuyen al envejecimiento de la piel antes de tiempo, son los malos hábitos de vida: alimentación inadecuada, consumo de tabaco y alcohol, abuso de bebidas con cafeína, etc.; debido a que estas sustancias absorben cierta parte del agua que contiene el cuerpo, favoreciendo el envejecimiento prematuro.

Batido natural antienvejecimiento

La manzana ayuda a reducir los niveles de colesterol y a evitar la diabetes. También ayuda a eliminar las toxinas del hígado y beneficia al sistema inmunitario.

El kiwi contiene más vitamina C que el limón, vitamina que contrarresta los perjuicios del cigarrillo.

Ingredientes

2 kiwis

1 manzana

2 bananos

Levadura de cerveza

Yogur natural

Preparación

  1. Corta los bananos, los kiwis y la manzana en rodajas.
  2. Coloca los trozos en un recipiente de vidrio.
  3. Incorpora media cucharada de levadura de cerveza.
  4. Vierte la preparación en la batidora y añade el yogur natural.
  5. Licua el contenido de la batidora hasta obtener un puré de frutas.
  6. Sirve y bebe el batido. Tómalo como mínimo dos veces a la semana.

También, te recomiendo leer El envejecimiento de la piel, ¿edad o malos hábitos?

Volver al blog