¿Tengo cáncer de piel? Piel saludable y libre de cáncer

El cáncer de piel es uno de los más comunes de todos los cánceres, afectando a más de un millón de personas cada año, un número que crece rápidamente.

También es el más fácil de curar si se diagnostica y trata a tiempo. Cuando se permite que avance, el cáncer de piel puede provocar desfiguración e incluso la muerte. Es una afección en la cual células malignas (cancerosas) se forman en los tejidos de la piel. Esto puede ocurrir en cualquier parte del cuerpo, pero es más común en la piel que ha estado expuesta a la luz solar; como la cara, el cuello, las manos y los brazos.

Hay varios tipos de cánceres de origen cutáneo, pero los tipos más comunes son: carcinoma vaso celular y carcinoma celular.

Los factores de riesgo para estos tipos de cáncer incluyen:

  • Exposición en gran medida a la luz solar natural o artificial.
  • Ser de piel muy blanca (pelo rubio o rojizo, ojos verdes o azules, antecendentes de formaciones de pecas).
  • Cicatrices o quemaduras en la piel.
  • Exposición a arsénico (uno de los elementos más tóxicos, las personas pueden estar expuestas a través de la comida, el agua y el aire).
  • Inflamación crónica de la piel o úlceras de la piel.
  • Tratamientos con radiación.

Algunos signos para detectar el cáncer de piel sin presencia de melanoma:

  1. Una herida que no cicatriza.
  2. Zonas de la piel que son:
    • Pequeñas, elevadas, suaves, brillantes y de coloración rojiza o marrón rojizo.
    • Planas ásperas, rojas o marrones y escamosas.
    • Escamosas, sangrantes o costrosas, semejantes a una cicatriz.

Por esto, es fundamental cuidarnos de los rayos del sol todos los días con bloqueadores solares, y evitar la exposición al sol entre las doce del medio día y las tres de la tarde. Y si tienes niños, comienza por enseñarles a una edad temprana, los cuidados de la piel y el auto-examen de la piel; son la mejor forma de asegurar que su vida no se convertirá en una batalla contra el cáncer de piel.

También puedes encontrar beneficios y perjuicios de la exposición al sol.

Volver al blog